Los futbolistas decidieron no comenzar esta mañana la pretemporada por los sueldos adeudados. “Mañana empezamos”, aseguró Gómez.

 

Los jugadores estaban citados para este lunes, a las 9, en el estadio Bautista Gargantini, para lo que iba a ser el inicio de la pretemporada de Independiente Rivadavia de cara a la próxima B Nacional. A las 10, los esperaba el Club de Campo. Pero nunca iba a llegar el plantel.

Es que los futbolistas se reunieron en el camarín del estadio de calle Las Tipas y, cuando ya estuvieron todos, tomaron la decisión de no comenzar la pretemporada por la deuda que mantiene esta dirigencia -y parte que acarrea desde la conducción anterior-. “Hasta que no haya novedades concretas de los pagos, no se arranca”, le comunicaron al cuerpo técnico, que algo ya sabía.

Al plantel se le adeuda aguinaldo de diciembre de 2017, parte de los sueldos de abril y mayo por completo. En horas del mediodía, los dirigentes salieron al cruce y aseguraron que esta semana ingresarán los pagos de AFA y Gobierno de Mendoza. Y con eso iban a achicar la deuda.

“Ya los jugadores se comunicaron con los dirigentes y mañana empezamos”, aseguró más tarde el entrenador Gabriel Gómez en comunicación telefónica con Entrelineas. De esta manera, el DT le arrimaba tranquilidad al hincha que, como todo inicio de temporada, se ilusiona. 

 

Foto: Tomás Nocetti

COMENTARIOS

Comentarios